Logo QuiroPro RESERVA ONLINE

¿Quienes Somos?

¡Bienvenidos a QuiroPro! Aquí encontraras profesionales Quiroprácticos con título universitario altamente calificados y en constante especialización al servicio de tu salud. Nos destacamos por entregar a nuestros pacientes un abordaje integral, buscando siempre la causa de la disfunción mediante variadas técnicas propias de nuestra profesión.

Nuestro compromiso es entregar siempre una atención de excelencia, personalizada y respetuosa, enfocada en los detalles para mejorar tu calidad de vida y ayudándote a potenciar el máximo las capacidades de recuperación y funcionamiento de tu cuerpo.

Además, todos nuestros Quiroprácticos son miembros del Colegio de Quiroprácticos Universitarios de Chile A.G.

Quiropráctica Pamela Bonacic

DC Pamela Bonacic
Quiropráctica y Kinesióloga

Quiropráctico Matías Vargas

DC Matías Vargas
Quiropráctico y Kinesiólogo

Quiropráctico Nicolás Frías

DC Nicolás Frías
Quiropráctico y Kinesiólogo

Servicios

Tratamiento quiropráctico en adultos

Quiropraxia Adultos

Tratamiento quiropráctico en lesiones deportivas

Quiropraxia Deportiva

Tratamiento quiropráctico maxilofacial

Quiropraxia Adulto Mayor

Tratamiento quiropráctico en bebés y niños

Quiropraxia Pedriátrica

Tratamiento quiropráctico para embarazadas

Tratamientos Embarazadas

¿Cuándo consultar?

La Quiropraxia puede mejorar tu calidad de vida, permitiendo que tu organismo se adapte de mejor manera a las actividades diarias, por lo que no es necesario que estés enfermo para ir al Quiropráctico. Aún así, si presentas una patología músculo- esquelética, dolores agudos, crónicos, tomas medicamentos por el dolor, sientes que algo no anda bien o quieres ver la opción de evitar una cirugía, te invitamos a visitarnos.

  • Dolores de espalda.
  • Dolores de cuello.
  • Dolores de cabeza y migrañas.
  • Dolor en brazos o piernas.
  • Discopatías y hernias.
  • Lumbagos y dolor ciático.
  • Tendinitis.
  • Adormecimiento en brazos o piernas.
  • Mala postura.
  • Síndrome del túnel carpiano.
  • Problemas mandibulares (clicks o bloqueos).

Sobre la Quiropraxia

La Quiropraxia o Quiropráctica según la OMS es: “Una profesión sanitaria que se ocupa del diagnóstico, tratamiento y prevención de los trastornos del sistema neuromusculoesquelético y de los efectos de éstos en la salud general. Se basa en técnicas manuales, incluyendo ajustes articulares y/o manipulaciones centrándose principalmente en las subluxaciones”
(Organización Mundial de la Salud, 2005)

Preguntas Frecuentes

FAQs

Acá encontrarás las respuestas a las preguntas más comunes.

Si aún quedaste con dudas, envíanos un mail a:
contacto@quiropro.cl

Un tratamiento quiropráctico estándar, donde se logre corregir las disfunciones y readaptar el cuerpo, requiere generalmente entre 6 a 10 sesiones. La cantidad de sesiones varían dependiendo del paciente, su actividad, edad, tipo de patología, nivel de disfunción que exista y del tiempo que esta lleve desarrollándose (aguda o crónica).
Todos se pueden tratar con quiropraxia, desde recién nacidos hasta personas de tercera edad, ya que existen distintas técnicas que hacen seguro el tratamiento y que se ajustan a las necesidades de cada paciente.
Las personas con fracturas, tumores, cáncer, artritis aguda, infección ósea o articular, osteoporosis avanzada, deberían evitar el tratamiento quiropráctico en las áreas afectadas por algunas de estas condiciones.
De todas maneras, esto se evalúa en la primera sesión donde el profesional puede pedirle exámenes para descartar cualquier sospecha y asegurar su atención segura.
Si, siempre y cuando haya pasado el periodo de recuperación, donde los tejidos deben cicatrizar. Puede consultarnos directamente por su caso si no está seguro del tiempo adecuado para asistir a una sesión. De todas maneras, el Quiropráctico evitará manipular el segmento vertebral tratado en la cirugía, y enfocará el tratamiento en mantener una buena función en el resto de la columna y cuerpo.

El tratamiento quiropráctico no reemplaza el tratamiento de rehabilitación kinésico que debe hacer posterior de su cirugía, como probablemente se lo indicará su médico.
En general los pacientes asisten a tratamiento quiropráctico con la ropa que están usando, sea de calle, semi formal, o formal. La recomendación es considerar que la ropa que utilicen les permita realizar movimientos libremente, como doblar las rodillas y cruzar los brazos.
En el caso de los hombres, es recomendable evitar la ropa slim fit que no permita el movimiento completo mencionado anteriormente.
Si su motivo de consulta es una patología en sus rodillas o caderas, es recomendable llevar un short (se puede cambiar en la consulta).
Si su motivo de consulta es una patología en sus hombros, es recomendable llevar una polera sin mangas.
No es necesario desvestirse. Ocasionalmente y dependiendo del caso, el quiropráctico le pedirá que se descubra la zona que necesite tratar dependiendo de la técnica utilizada, siempre en un contexto de respeto.
La mayoría de los pacientes presentan mejoras progresivas en la medida que siguen un tratamiento y cuidado quiropráctico. Sin embargo, algunas personas experimentan cansancio, molestias menores y cambios en los síntomas por unos pocos días luego de la atención. Algunos incluso presentan aumento del dolor las primeras 2 a 3 sesiones posteriores al ajuste, por unos 1 a 3 días, y luego de esto el dolor baja.

Todos esos, se producen debido a que el organismo requiere tiempo para adaptarse y no todos los pacientes tienen la misma capacidad de adaptación. Es importante recordar que el proceso de rehabilitación es distinto para cada persona y depende de varios factores en relación a su estado de salud general, edad, inflamación previa, entre otros.

Finalmente, se espera restablecer el balance natural del cuerpo y la óptima función de este.
Generalmente si, pero va a depender de la función y la etapa del tratamiento en que esté el paciente. La recomendación en este caso es siempre consultarle directamente al profesional.
No. Si bien pueden existir puntos dolorosos que estarán más sensibles al momento que el quiropráctico los evalúe, estos son por la inflamación que hay previa al ajuste. El ajuste es seguro y no duele en manos de un quiropráctico con los estudios respectivos.

Contacto

ESCRÍBENOS